Mona Kuhn | Un relato onírico que existe más allá de la comprensión

Mona Kuhn emplea un lenguaje visual que es a la vez clásico y contemporáneo. En sus fotografías se entrelazan gestos tomados de la iconografía tradicional con el lenguaje natural del cuerpo de los sujetos. Lo hace con una fluidez y una gracia que proviene tanto de la intimidad con sus modelos como del dominio altamente cualificado del medio.
Mona Kuhn hace algo más que presentar el cuerpo para el espectador. Debajo de la relajada calma de la superficie de sus fotografías, se encuentra una energía explosiva: esta energía es controlada por la artista, que juega con el poder de la sensualidad. Las composiciones con planos y cambios de enfoque tientan al espectador y provocan la imaginación. Cada imagen explora las dualidades de la experiencia humana. La tensión y el desasosiego co-existen con la cálida luz del sol y la suave carne. Las situaciones y sus gestos son sugestivos pero en última instancia, ambiguos. Con una escasa referencia al medio físico, los cuerpos parecen flotar en un espacio de la imagen idílica, que forma parte de un relato onírico que existe más allá de la comprensión del espectador.


Las fotografías de Mona Kuhn existen en un espacio creado por el artista y el sujeto, dando al espectador una fascinante visión única, suspendida en el tiempo, cuando uno siente la resistencia y vulnerabilidad del cuerpo humano. Mona Kuhn trabaja muy cerca de sus modelos, a menudo con una profundidad de campo de sólo unos centímetros. Esta cercanía refleja su relación íntima con ellos y también crea una imagen casi con una superficie táctil.
Mona Kuhn nació en São Paulo, Brasil, en 1969, de ascendencia alemana. Obtuvo su grado en los Estados Unidos de Ohio State University. Desde 1998, realizó estudios independientes en el Instituto de Investigación Getty en Los Ángeles. Su obra ha sido expuesta, y se incluye en colecciones públicas y privadas, a nivel internacional y en los Estados Unidos. La primera monografía de Kuhn, “Photographs”, fue el debut por Steidl en 2004, seguido inmediatamente por, “Evidence”, publicado por Steidl y lanzado en la primavera de 2007. Las imágenes que aparecen en la evidencia fueron fotografiados en su totalidad en Francia, donde reside cada verano.
Su último libro Nativos (Steidl, 2010) es una historia en desarrollo visual con imágenes tomadas en su país natal Brasil.

ENG: Mona Kuhn’s (German, b. Brazil, 1969) photographs of nudes aim to show the human body in its most natural state. Stripping away the distraction of material adornment, her subjects become timeless and free from cultural and/or generational stereotypes. A sense of comfort permeates each photograph; the subjects feel safe and at ease, allowing a genuine conveyance of emotion. She begins each series with a specific color palette in mind, followed by an emotion. Then she chooses a location, and lastly her subjects. Working intimately with a group of friends, she considers each photograph a collaboration. The subjects’ postures mirror their environments and each series flows like a lyrical ballad, opening up a dialogue about the human body’s interaction with the setting. Classically trained, Kuhn’s compositions are painterly studies, each photograph thoughtfully arranged. Each image is multi-dimensional with a careful selective focus, giving the viewer the opportunity to only enter specific areas of the frame and leaving the remainder up to the imagination.
Mona Kuhn’s newest body of work is Acido Dorado, set inside architect Robert Stone’s secluded golden palace in Joshua Tree National Park, California. In this series, Kuhn explores her close friend and collaborator Jacintha, interacting with the American desert. Shallow pools, mirrored ceilings and glass walls frame sandy colored hallucinations filled with dreamy light leaks and seductive reflections.

www.monakuhn.com

Anuncios