Ca Na Toneta se despide del concepto gastronómico “menú degustación”

Os invitamos a vivir un viaje al paisaje mallorquín de Solivellas, una cocinera volcada con el producto y el recetario local

Sería pecar de extremistas si dijéramos que el menú degustación tiene los días contados, lo que sí es cierto es que este está siendo frecuentemente cuestionado, al igual que la responsabilidad del chef al ofrecerlo como única opción en su restaurante.

Lo que está claro es que en Ca Na Toneta, en esta nueva normalidad, se presentan con una carta diseñada para compartir, siempre apostando por la sostenibilidad con su huerto ecológico dónde cultivan desde hortalizas, verduras, hierbas aromáticas hasta flores comestibles.

Su huerta no sólo sirve para proveerse, sino también para concienciar a los comensales de la importancia que tienen los productores locales. Las hermanas Solivellas siguen con la misma filosofía y compromiso de los últimos 25 años. “Somos los mismos pero transformados”, asegura Solivellas. Y es que aunque hayan abandonado el menú degustación, el paisaje y el producto mallorquín siguen siendo los principales protagonistas.

Recetas naturales alimentadas de productos de proximidad en las que no falta la creatividad de su artífice como el tomate rosado de s’Hortolà con atún marinado, aceitunas, pepino y garbanzos tiernos, la sabrosa berenjena de cordero mallorquín asado con salsa de pera y romero, los tallarines de calabacín con mozzarella de vaca mallorquina, anchoas, piñones, albahaca y tomates secos o los mejillones de roca de Mahón con cítricos e hinojo.

Maria Solivellas forma parte de ese gremio de cocineras recolectores que encuentran en la naturaleza los ingredientes necesarios para llenar su despensa durante cada temporada. En la nueva carta tampoco faltan las cocas, el tumbet y el trempò; y dos postres para compartir: el sorbete de fresa, gató de almendra y menta y la tabla de quesos mallorquines.

Jaume Ayuso

Además disponen de un “wine´s corner” dedicado a la venta de vinos naturales procedentes de la isla, asesorado por la sumiller Evelyn de las Alas, y han ampliado espacio de terraza utilizando el jardín de la casa contigua a Ca Na Toneta.

WEB | INSTAGRAM | FACEBOOK

MALLORCA | Horitzó, 21. Caimari. Tel. 971 515 226