Daniel Kahneman: biografía del psicólogo que ganó el Nobel de Economía

Daniel Kahneman aunó los conceptos de psicología y economía realizando importantes aportaciones. Hoy realizaremos un viaje por su vida y su trayectoria profesional.

Daniel Kahneman es todo un referente en el mundo de la psicología porque ha conseguido aunar esta disciplina con otra bastante dispar, la economía. Este psicólogo, que cuenta con la doble nacionalidad israelí y estadounidense, ha sido uno de los pocos que ha logrado ser galardonado con un Premio Nobel.

Pero ¿cómo Daniel Kahneman ha llegado a  alcanzar un premio que muchos consideran inalcanzable? A continuación, realizaremos un viaje por la biografía de este psicólogo, con el fin de conocer sus orígenes, sus experiencias y sus motivaciones. Para ello, contaremos con artículos tan interesantes como Daniel Kahneman: un nuevo Premio Nobel de Economía para la Psicología.

Kanheman dando una conferencia

Daniel Kahneman en sus primeros años

Daniel Kahneman nació en el año 1934 en Tel Aviv, la segunda ciudad más grande de Israel. Sus primeros años los vivió en Francia durante un periodo incierto, pues era el momento en que se produjo el estallido de la II Guerra Mundial. Esto marcó un antes y un después en su vida y, como consecuencia, Kahneman comenzó a interesarse por cómo funcionaba la sociedad humana(sociología).

En el año 1948, tres años después de que la guerra hubiese finalizado, viajó con su familia hacia Palestina, lugar en el que empezó su formación académica en matemáticas y psicología en la Universidad Hebrea de Jerusalén. Tras completarla, cumplió con el servicio militar obligatorio.

«Una historia lo es de eventos que significan algo y momentos memorables, no del tiempo que transcurre».

-Daniel Kahneman-

Estados Unidos, el principio de todo

Mientras Daniel Kahneman realizaba el servicio militar, trabajaba para el Estado de Israel como psicólogo perfeccionando el sistema de entrevistas que tenían para reclutar a nuevas personas. Finalizado este periodo, decidió viajar hasta Estados Unidos para continuar formándose en psicología, su verdadera pasión.

En el año 1958, Kahneman se doctoró en Psicología por la Universidad de California. Tras esto, regresó con su familia a Palestina para ejercer como profesor e investigador en su antigua universidad.

Sin embargo, en el año 1974, regresó de nuevo,  Estados Unidos para desempeñar esta labor en la universidad en la que se doctoró. En la actualidad, trabaja como catedrático del Departamento de Psicología de la reconocida Universidad de Princeton.

La teoría prospectiva

Tras este recorrido sobre la vida personal de Daniel Kahneman, cabe preguntarse qué fue lo que lo llevó a ganar un Premio Nobel. Todo empezó con el desarrollo de la teoría prospectiva en la que investigó junto con Amos Tverskypsicólogo cognitivo y matemático. Con esta teoría, descubrieron lo que denominaron atajos heurísticos, que tienen que ver con la toma de decisiones.

Esto fue el inicio de una serie de artículos que elaboró junto con otros autores, en su mayoría con Tversky con quien también publicó dos libros. Sin embargo, hay una obra que Daniel Kahneman creó solo y que todavía es muy leída en la actualidad. Hablamos de Pensar rápido, pensar despacio, un ensayo sobre juicios, intuiciones y sesgos mentales en el que nos encontramos con conclusiones brillantes y ejemplos tanto curiosos como esclarecedores.

«Nos concentramos en lo que conocemos e ignoramos lo que no conocemos, lo cual nos hace confiar demasiado en nuestras creencias».

Pensar rápido, pensar despacio

La economía del comportamiento fue una perspectiva profundamente estudiada por Kahneman. Sus estudios lo llevaron a indagar en la psicología hedonista con la que desarrolló una nueva línea de investigación. Sus aportaciones no dejaban de ser sumamente valiosas.

Daniel Kahneman y el Premio Nobel

Las aportaciones que Daniel Kahneman realizó a lo largo de todos sus años no pasaron desapercibidas. De todas ellas salieron nuevas líneas de investigación, maneras de entender el comportamiento con respecto la economía y un concepto jamás pensado, el de neuroeconomía. Todo esto lo llevó, en el año 2002, a recibir el Premio Nobel.

En el artículo Daniel Kahneman: Premio Nobel de Economía 2002, se recogen las siguientes palabras en las que agradeció su recibimiento sin olvidarse de una persona muy importante para él:

«Me siento muy honrado, claro está, de recibir el Premio Nobel en Ciencias Económicas. Y estoy intensamente consciente de que tal honor rara vez refleja las contribuciones de un solo individuo». Esto es particularmente cierto en mi caso, puesto que el premio se me concede en gran medida por el trabajo que realicé hace muchos años con mi cercano amigo y colega Amos Tversky, quien muriera en 1996″.

Estamos seguros de que Daniel Kahneman sigue realizando una excepcional labor como catedrático en la Universidad de Princeton y que, quienes lo tienen como profesor, están disfrutando de los conocimientos y motivaciones de uno de los pocos psicólogos que ha conseguido, hasta hoy, un Premio Nobel.

Texto: Raquel Lemos Rodríguez

Paul Greengard, el premio Nobel que revolucionó la neurociencia

Paul Greengard, el premio Nobel que revolucionó la neurocienciaPaul Greengard fue uno de los neurólogos más destacados. Destaca su contribución a la comprensión de la comunicación de las células cerebrales.